Esp Eng María Inmaculada
Iglesia Católica / Pacoima, CA

El Grán Mandamiento

Trígesimo Domingo en Tiempo Ordinario

Quiero tomar este espacio para agradecerles una vez mas a todos ustedes por el gran trabajo, generosidad e incansables esfuerzos en hacer de nuestra fiesta anual todo un éxito. Esto no sería posible sin la ayuda y el apoyo de todos ustedes. Estoy verdaderamente impresionado por la unidad y colaboración de todos los grupos. Igualmente pude experimentar el espíritu de comunidad en su máximo esplendor y les agradezco por ello. Como mucho de ustedes saben, nuestra Fiesta Anual es el evento mas grande para la recaudación de fondos en nuestra parroquia y este año se destinaran las ganancias de la fiesta al fondo de construcción para el centro pastoral de la parroquia. La Fiesta, sin embargo, no es solamente el evento del fin de semana. Se requieren muchas horas de planeación y preparación. Por esto mismo, quiero agradecer profundamente aGustavo Valdivia por el tremendo liderazgo e incontables horas de trabajo desde la primera junta de planeación hasta la última hora de la fiesta. Quiero también manifestar mi agradecimiento a Hna. Elizabeth por sus incansables horas de trabajo y esfuerzo en la planeación y durante la fiesta. Asi mismo a gradecer a Nery y Victor Lopez también por todo el apoyo y esfuerzo. Quiero también agradecer su trabajo, el apoyo y liderazgo de Javier y Carolina Hinojosa con sus lideres y grupo de jóvenes de confirmación. Me gustaría nombrar a todos pero claro no es posible. Mas sin embargo quiero asegurarles de mi agradecimiento y oraciones por todos y cada uno de ustedes que hicieron de nuestra Fiesta Anual de María Inmaculada todo un gran acontecimiento. Mi mas grande y sincero agradecimiento para todos ustedes. Muchas gracias!! Dios los bendiga.

Pbro. Abel Loera, Párroco

Lecturas de la Semana

Lunes: Rom 8:12-17; Sal 68 (67):2, 4, 6-7ab, 20-21; Lc 13:10-17
Martes: Rom 8:18-25; Sal 126 (125):1b-6; Lc 13:18-21
Miércoles: Apo 7:2-4, 9-14; Sal 24 (23):1-6; 1 Jn 3:1-3; Mt 5:1-12a
Jueves: Sab 3:1-9; Sal 23 (22):1-6; Rom 5:5-11 o 6:3-9; Jn 6:37-40, o lecturas de las misas para los difuntos
Viernes: Rom 9:1-5; Sal 147:12-15, 19-20; Lc 14:1-6
Sábado: Rom 11:1-2a, 11-12, 25-29; Sal 94 (93):12-13a, 14-15, 17-18; Lc 14:1, 7-11
Domingo: Mal 1:14b — 2:2b, 8-10; Sal 131 (130):1-3; 1 Tes 2:7b-9, 13; Mt 23:1-12